— Redacción Diario El Pueblo —

Una técnica en enfermería fue sentenciada por haber realizado una ecografía a una paciente a pesar de no contar con un título que respalde el trabajo, en un local ubicado en la calle Paucarpata en el Cercado.

Yudith Maritza Cosi Benavides fue declarada autora del delito contra la salud pública en la modalidad de ejercicio ilegal de la medicina en agravio del Estado, y se le impuso una sentencia de un año de pena privativa de la libertad suspendida, sujeta al cumplimiento de reglas de conducta.

La imputada deberá acudir cada dos meses al juzgado para informar y justificar sus actividades, tiene la prohibición de variar el lugar de residencia sin previa comunicación al juzgado, no cometer otro delito doloso, en especial de la misma naturaleza. En caso de incumplimiento de cualquiera de las reglas, se revocará la sentencia y la pena será efectiva.

En juicio oral, la fiscal adjunta al provincial Pamela Girón Alférez de la Primera Fiscalía Provincial Penal Corporativa de Arequipa, demostró que la imputada simuló ser médico cirujano o médico gineco-obstetra para realizar una ecografía abdominal a una paciente, cuando era enfermera técnica, no estando facultada para la realización de dicha evaluación. La paciente declaró que acudió al local para una ecografía por un posible embarazo, le realizó la ecografía y sugirió que se haga descarte de prueba de sangre.

En este caso el Juzgado Penal Unipersonal dispuso una pena alternativa a la privativa de la libertad, porque la acusada no es reincidente, no ha realizado en juicio acciones dilatorias y la pena mayor en este delito no supera los cuatro años de pena privativa de la libertad.

El Ministerio Público informa que la sentenciada figura entre las ocho personas que fueron intervenidas por la Policía hace un par de días en tres locales ubicados en la avenida Goyeneche. Sin embargo, la sentencia emitida deberá ser confirmada en segunda instancia para su ejecución, conforme la disposición del Juzgado.

La investigación del caso está a cargo del Cuarto Despacho de la Primera Fiscalía Provincial Penal Corporativa de Arequipa por el presunto delito del ejercicio ilegal de la profesión. El fiscal provincial Eufracio Ticona Zela informó que recabará la declaración de los propietarios de los locales intervenidos, del representante del Colegio Médico, el personal de salud que intervino, de los pacientes atendidos. Además, se verificará las licencias de los locales, se revisarán los protocolos y normativa existente, entre otra documentación necesaria para deslindar la responsabilidad penal de cada intervenido quienes laboraban en distintas áreas sin aparentemente contar con la especialidad requerida.

Dejar respuesta

Por favor ingresa tu comentario
Por favor deje su nombre aqui