— Redacción Diario El Pueblo —

Por: Julio Lopera Quintanilla

De la talentosa artista Diana Vela

Superficies de placer es la representación de la inocencia y también de la ingenuidad de una niña-mujer que se abre paso al mundo adulto, una representación que transmite al observador distintas sensaciones y que es portadora de un mensaje que más allá de la temática del placer carnal tiene varias aristas y abarca distintos planos en la vida del ser humano como el mental, físico y espiritual. Superficies de Placer nos ofrece una propuesta que va más allá del goce y que rebasa el concepto de hedonismo. Es el resultado de un estudio riguroso y preciso de la figura humana.

En estos días y con ocasión de la muestra Superficies de Placer tuvimos una grata conversación con la talentosa artista Diana Vela.

¿Es importante para usted que dentro de la composición haya orden y armonía?

Sí, es básico. Una buena composición brinda armonía a una pintura o dibujo, a su vez es más amigable con el observador ya que le da cierta narrativa visual al cuadro.

Háblenos de la propuesta.

Podría decir que es una propuesta sui generis, principalmente porque las obras que conforman esta muestra tienen un estilo figurativo que a pesar de haber sido trabajada en tonalidades grises en la forma de trabajo característica de las obras ejecutadas con lápices grafito, tiene sin embargo bastante expresividad. En cierta forma quise contar una historia y darle protagonismo al lenguaje gestual del cuerpo que se ve en las imágenes.

¿Hay algún libro que haya marcado su obra en cuanto estilo y composición?

Probablemente no en cuanto a estilo y composición, pero si hay obras literarias que han influido bastante en la temática de la propuesta sobre todo las novelas existencialistas de Herman Hesse.

Hábleme de dos acontecimientos que hayan marcado un antes y un después en su vida.

Si tuviera que citar dos puntualmente, uno fue un viaje que hice hace varios años al extranjero, viaje en el que tuve varias experiencias que me permitieron que fuera consciente de lo contundente que puede ser el poder de decisión para lograr un objetivo que me dieron la posibilidad también disfrutar de las alegrías que eso conlleva; otro acontecimiento fue la experiencia que tuve al haber trabajado en un centro penitenciario donde conocí un poco más a profundidad la calidad del ser humano en su máxima expresión… ambas experiencias fueron muy enriquecedoras y las atesoro con el mayor de los cariños.

¿Cuál es el principal mensaje de sus obras?

“Superficies de placer” habla sobre la mujer, sobre el reconocimiento de su cuerpo, de sus deseos, de sus impulsos y del conflicto que puede suscitar en algunas el reconocimiento de esos deseos. No pretendo brindar un mensaje en específico porque he ahí la magia del arte que permite que cuando el público ve una obra saque sus propias conclusiones, pero principalmente hablo de la libertad de “ser” sin culpas ni miedos (obviamente desde la responsabilidad y el respeto), en especial de la mujer.

¿Reconoce la influencia de otros pintores en su obra?

Quería decir que para esta muestra en específico he tomado como referentes a Gustav Klimt, Egon Schiele, estampas japonesas “sungas” y los huacos eróticos moche.

¿Qué la atrapa como tema?

Me atrapa todo lo relacionado a la mirada introspectiva del ser humano, toda la amplitud de experiencias que lo enaltece y que a su vez lo deplora. La figura humana y el retrato es un medio que me permite hacer esos estudios introspectivos.

¿Se identifica usted con alguna clasificación pictórica?

Me inclino por la representación figurativa en el dibujo y la pintura, en sus diferentes matices y representaciones.

¿Cómo ve usted la pintura actual?

Pienso que hay artistas jóvenes con una propuesta importante, el detalle es que aún no hay los espacios suficientes e instituciones que apuesten por los nuevos talentos de manera seria.

¿Cómo es su encuentro cotidiano con la inquietud artística?

Se halla cierta motivación en la contemplación de lo cotidiano, en mi diario vivir está el encuentro que comparto con la naturaleza, me maravilla sus colores, sus formas, su carácter de suavidad y dureza a la vez, me maravilla esa sensación de ser hasta cierto punto etérea… todo ello junto a la revisión de cierto material artístico me permite explayarme en cuanto a la creación artística dependiendo del fin o el tema que esté buscando en ese momento.

DATO

La exposición los espera en el Centro Cultural UNSA. Horario de 9.30 a 12.45 en la mañana y de 2.00 a 4.45 por la tarde.

Dejar respuesta

Por favor ingresa tu comentario
Por favor deje su nombre aqui